Cuba entrega más de tres millones de firmas en apoyo a Venezuela

Como parte de la campaña Manos fuera de Venezuela, un total de tres millones 600.460 cubanos estamparon sus firmas en centenares de libros, entre el 15 y el 20 de febrero, para exigir la paz en ese país, suscribir su solidaridad con el pueblo bolivariano y su presidente Nicolás Maduro, así como rechazar la injerencia y amenazas de una agresión militar por parte de Estados Unidos.

Este viernes 22 de febrero, decenas de personas se congregaron en la sede el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (Icap), en La Habana, para entregar a representantes del gobierno legítimamente elegido de Venezuela, un certificado que de forma simbólica avala las rúbricas de los cubanos.

De esta manera, José Ramón Balaguer, miembro del Secretariado del Comité Central de Partido Comunista de Cuba, extendió a la encargada de negocios de la Embajada de Venezuela en La Habana, Vivian Josefina Alvarado Linárez, el documento que atestigua el cumplimiento del llamado a solidarizarse.

En el acto, el presidente del Icap, Fernando González Llort, resaltó las denuncias del Gobierno de la nación antillana sobre la agresión militar que prepara la administración de Washington contra Caracas con pretextos humanitarios, y agregó que esta supuesta ayuda humanitaria constituye por sí misma un contrasentido, pues no es posible que, si es verdaderamente humanitaria, descanse en la violencia y la fuerza de las armas.

“En la República Bolivariana de Venezuela hay que defender hoy los postulados de la Proclama de América Latina y el Caribe como Zona de Paz. Hay que defender hoy, allí, la soberanía de todos, la independencia de todos y la igualdad soberana de los Estados”, manifestó González.

El también Héroe de la República de Cuba destacó que las acciones de bloqueo que mantiene el Gobierno de Donald Trump contra Venezuela constituyen una violación del derecho internacional, al ser medidas coercitivas unilaterales que tienen como objetivo destruir la Revolución Bolivariana.

González subrayó que el respaldo mayoritario de los cubanos a su Revolución y al socialismo, ratificando la nueva Constitución el próximo 24 de febrero, será la mayor contribución también a la defensa de Venezuela.

Por su parte, Vivian Alvarado ratificó que el venezolano es un pueblo de paz, que lleva en su genética social el fuego sagrado de la libertad.

“Nuestra Historia así lo confirma, desde el Congreso de Angostura hasta el campo de Ayacucho, que selló la liberación de nuestros pueblos y la salida del imperio español. La espada de Bolívar nos dejó el legado supremo de la integración de Suramérica para defendernos de las apetencias imperiales norteamericanas”, evocó la diplomática.

Reiteró que Venezuela se encuentra amenazada por una agresión, enmascarada con una “ayuda humanitaria” por parte de la potencia guerrerista más agresiva de la Historia. “Por esta razón los pueblos del mundo han convocado al combate por la paz, a través de actos solidarios como la recolección de millones de firmas para frenar la recurrente avaricia imperial”.

Alvarado Linárez agradeció la actitud honorable de Cuba, que se ha mantenido firme y alerta en todos los componentes de su desempeño, así su gente, el Gobierno, el Estado y el Partido.

“Cuba, la tierra del socialismo y la solidaridad con los pueblos del mundo, ha dado un paso al frente una vez más por Venezuela y su pueblo, en nombre de la paz, en una hermosa jornada solidaria con la masiva participación del pueblo, como antídoto ante el veneno imperialista que pretende arrebatar por la fuerza a la Patria de Bolívar, libre, noble, y soberana”, elogió.

También reconoció el constante apoyo del presidente Miguel Díaz-Canel Bermúdez, y su disposición a respaldar al Gobierno bolivariano; y del canciller Bruno Rodríguez Parrilla, “el mensajero de la paz para los venezolanos”. Recordó, asimismo, la amistad inquebrantable entre Fidel Castro Ruz y Hugo Chávez Frías, a quien el líder de la Isla catalogó como el mejor amigo de Cuba.

“En consecuencia, estamos hoy aquí: hermanos siempre, juntos contra Goliat en esta nueva locura imperialista”, resumió, y recordó la prédica fidelista de que el destino de los pueblos está en la unión.

Al acto acudieron destacadas autoridades cubanas como Víctor Gaute López, miembro del Secretariado del Comité Central de Partido Comunista de Cuba; Teresa Amarelle Boué, secretaria general de la Federación de Mujeres Cubanas; Ronald Hidalgo, segundo secretario de la Unión de Jóvenes Comunistas; y Pedro Pablo Prada Quintero, director el Departamento de América del Sur del Ministerio de Relaciones Exteriores, entre otros.

Les acompañaron funcionarios de las instituciones diplomáticas radicadas en Cuba, así como miembros del cuerpo diplomático, activistas de la solidaridad y de organizaciones de amistad, y la luchadora colombiana Piedad Córdoba Ruiz.

La multitudinaria actividad contó con la presencia de glorias deportivas cubanas y una representación de las organizaciones sociales de la Isla y del pueblo habanero. (Prensa Embajada de Venezuela en Cuba)

Twitter Facebook Instagram YouTube
PersicopeTelegram