Embajadora Orietta Caponi sostiene encuentro con miembros del Grupo Parlamentario de Amistad Bulgaria Venezuela

La Embajadora, Orietta Caponi, se reunió en la sede del Parlamento con miembros del Grupo Parlamentario de Amistad Bulgaria – Venezuela, y con otros parlamentarios.

Los asistentes fueron: Georgui Gyokov, diputado del Partido Socialista búlgaro (PSB), vicepresidente del grupo parlamentario de amistad Bulgaria-Venezuela; Alexandar Nenkov, diputado del Partido GERB, vicepresidente del grupo parlamentario de amistad Bulgaria-Venezuela; Valery Zhablyanov, diputado del PSB, miembro del Consejo Nacional del PSB, ex vicepresidente del Parlamento.

A ellos se suman Alexandar Simov, diputado del PSB, periodista; Slavcho Velkov, diputado del PSB; Lalo Kírilov, diputado del PSB; Dora Yánkova, diputada de PSB; Veselin Máreshki, diputado del partido político “Voluntad”, actualmente vicepresidente del Parlamento búlgaro; Gergana Stefanova, presidente del grupo parlamentario del partido político “Voluntad” y Nikolay Alexandrov de la coalición “Patriotas Unidos” . Estuvo también presente Stoyan Shatov, Presidente de la Asociación de Amistad Bulgaria-Venezuela.

Al inicio de la reunión, el diputado, Veselin Máreshki, informó que acababa de presentar en el pleno del parlamento, con la presencia de la Canciller, Ekaterina Zajarieva, una declaración por parte del partido Voluntad, solicitándole a la Ministra una posición oficial a favor del gobierno legítimo de Venezuela, que demostrara la solidaridad y adhesión de Bulgaria a los valores democráticos.

Seguidamente, la Embajadora empezó por agradecer la asistencia de los presentes y afirmó que los principios y valores del Derecho Internacional están en peligro, especialmente los relacionados con la soberanía y la autodeterminación de los pueblos, no sólo para Venezuela sino para el mundo entero.

Prosiguió afirmando que era importante destacar los hechos que evidencian esta amenaza como, por ejemplo, el vídeo que público el vicepresidente de EEUU, Mike Pence, mediante el cual llamó al pueblo venezolano a rebelarse en contra del Presidente Nicolás Maduro, ofreciendo todo el apoyo del gobierno estadounidense para los rebeldes.

La diplomática continuó afirmando que la autoproclamación de Juan Guaidó, ejecutada en una plaza, no solo evidencia la ejecución de un golpe de estado, sino que al ser respaldada inmediatamente por el presidente Trump, supone que aceptar a Guaidó como presidente es aceptar a Trump como presidente de Venezuela. Subrayó con énfasis “Es grave para cualquier país del mundo aceptar que Trump sea el que decida quién es el presidente de ese país”.

La Embajadora Caponi continuó afirmando que al analizar los elementos de esta farsa, es necesario apuntar que ni siquiera es válida la designación de Guaidó como presidente de la directiva de la AN, dado que la misma se encuentra en desacato desde 2016 y ha decidido no reconocer a ningún otro poder del estado y se ha empeñado en violar reiteradamente la Constitución Nacional.

Señaló que al gobierno venezolano le preocupa que la UE se exprese sobre la Constitución y leyes sin conocer a profundidad su contenido y esto se demuestra con la posición asumida respecto a la elección de la Asamblea Nacional Constituyente, así como en relación a las elecciones presidenciales del 20 de mayo de 2018, resistiéndose a reconocer la voluntad del 68% del voto de los venezolanos.

Destacó también la incongruencia deliberada de las declaraciones de la UE que insiste en aceptar solo la legitimidad de la AN cuando ésta fue elegida con el mismo sistema, la misma legislación y el mismo órgano rector en materia electoral con los cuales se eligió al presidente Maduro. Pareciera que convenientemente las elecciones ganadas por la oposición sí son legítimas pero las ganadas por el chavismo no.

Puntualizó que públicamente Guaidó ofreció amnistía a los militares que insurgieran en contra del Presidente Maduro y, en este sentido preguntó como la UE, que afirma defender los valores democráticos, apoya a un desconocido que en una plaza se autoproclama presidente y llama públicamente a una insurrección militar en contra de un gobierno electo según la legislación de su país.

La diplomática prosiguió afirmando que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana está clara en cuanto a quien tiene que dar respaldo, cumpliendo con la Constitución Nacional, y no va a permitir un golpe de estado, ni que EEUU decida quién es el Presidente de Venezuela.

El diputado, Slavcho Velkov, del PSB, intervino para manifestar que apoya absolutamente la declaración del partido político “Voluntad” y agregó que cómo era posible que en esta época todavía se aúpen golpes militares con el fin de controlar las riquezas de los países y afirmó que Mike Pompeo está acostumbrado en su diplomacia a no cumplir con el Derecho internacional. El diputado se preguntó cómo hará Venezuela con la situación de bloqueo y afirmó que supone que el camino es resistir como lo ha hecho Cuba por 60 años.

El diputado, Valery Zhablyanov, del PSB indicó que Venezuela debe contar con el apoyo del Consejo de Seguridad de la ONU y la UE debe defender los derechos humanos y apoyar la democracia. Afirmó que Venezuela no debe tener dudas de que en la UE hay importantes personas que apoyan la democracia, independientemente de su posición política. Agregó que su partido está en contra de situaciones como la de Brazil y del método y los resultados de las elecciones que ganó Bolsonaro, donde uno de los principales candidatos fue encarcelado. Afirmó que cómo era posible que la UE hubiera aceptado la elección de Bolsonaro luego de que éste emitiera declaraciones fascistas. Terminó deseándoles fuerza y coraje a todos los venezolanos.

La Embajadora Caponi intervino afirmando que consideraba fascistas las declaraciones de Tajani, basadas en el absoluto desconocimiento de la legislación venezolana, sin embargo, las de Mogherini aunque son ambiguas, no reconocen a Guaidó y es importante la propuesta de creación de un Grupo de Contacto, así como la propuesta de México y Uruguay de fomentar y ayudar el diálogo. Subrayó que el Presidente Maduro está absolutamente a favor del diálogo y ha llamado a la calma y a la cordura, y a continuar trabajando en el camino de la legalidad.

Expresó que Venezuela no está sola. Tiene grandes aliados como Rusia, China, Turquía, Irán, India y todos los países africanos. Venezuela no quiere una guerra, pero sus militares y el pueblo venezolano no van a dejar que violen su soberanía ni que sea EEUU quien diga quién es el presidente.

Les solicitó a los diputados que conversaran con los euro parlamentarios búlgaros para que defiendan no solo a Venezuela sino a la democracia y al derecho internacional.

El diputado, Alexandar Simov, afirmó que admira la resistencia de los venezolanos en medio de una guerra continuada de baja intensidad que se desarrolla desde el año 2002. Admira que el pueblo venezolano no permita que se cumpla la voluntad de EEUU. Destaca que Venezuela no está sola y que a pesar de que es evidente la política hipócrita de la UE hay personas que apoyan a Venezuela.

El diputado, Nikolay Alexandrov, de la coalición “Patriotas Unidos”, expresó su tristeza porque en la actualidad se merma la democracia gracias a la facilidad de crear desde afuera crisis que no son reales. Afirmó que no se puede permitir que la solución sea que los pueblos lleguen a las armas para defender su soberanía y que si se quiere defender la democracia en Europa es importante defender la posición constitucional de Venezuela, que es la posición correcta que deben tomar los países del mundo.

La diputada, Dora Iankova, del PSB expresó que el parlamento búlgaro había tenido un día dedicado a Venezuela, gracias a lo expresado por el diputado Gyokov y gracias a la declaración presentada por el Partido Voluntad, lo cual, según ella, significa que el gobierno búlgaro tratará de tomar una posición de no intervención en los asuntos internos de Venezuela.

El Sr. Shatov expresó estar impresionado que el parlamento haya apoyado a Venezuela de la forma en que lo hizo en el día de hoy. Afirmó que estaba en la Asociación de amistad desde hace más de 10 años y nunca había visto una posición tan contundente por parte del parlamento de no aprobar la intromisión en los asuntos internos de Venezuela. Terminó diciendo que estaba seguro de que las relaciones entre ambos países se profundizarían y mejorarían a partir de ahora.

La Embajadora Caponi terminó agradeciendo a los diputados el apoyo brindado al gobierno y al pueblo de la República Bolivariana de Venezuela/Embajada.

Twitter Facebook Instagram YouTube
PersicopeTelegram