Venezuela Aurrera rechaza estrategia imperialista que pretende desconocer al presidente Nicolás Maduro

Venezuela Aurrera organización de solidaridad vasca con Venezuela rechaza la estrategia imperialista utilizada por los Estados Unidos para arremeter contra la soberanía de Venezuela con el firme propósito de intervenir militarmente a la nación caribeña y derrocar al presidente constitucional, Nicolás Maduro.

A continuación el comunicado íntegro:

Desde Venezuela Aurrera, espacio vasco de solidaridad con la Revolución Bolivariana, en vista de los difíciles momentos que está atravesando el país latinoamericano, queremos manifestar que se está utilizando una clara estrategia imperialista con el objetivo de preparar el terreno para una intervención del país. Pensamos que es imprescindible activar la solidaridad internacional y la defensa de la legitimidad democrática de la Asamblea Nacional Constituyente y, por tanto, del presidente electo constitucional, Nicolás Maduro.

La oposición golpista está activando todos los recursos a su alcance para crear las condiciones que justifiquen esta acción internacional en Venezuela que destituya al Presidente democráticamente elegido Nicolás Maduro y pretende reconocer como presidente afín -o de un mal llamado proceso detransición- a una figura que responde a los intereses de la oligarquía y que no ha sido expresión democrática de la voluntad del pueblo venezolano.

Por todo ello desde Venezuela Aurrera queremos decir lo siguiente:

1)Reconocemos la legitimidad del presidente Nicolás Maduro, el proceso constituyente y las siguientes elecciones presidenciales. Fueron procesos con todas las garantías jurídicas y políticas con total encaje en la Constitución de Venezuela. Las elecciones, con más de seis millones de votos a favor de Nicolás Maduro, se realizaron con todas las garantías electorales.

2) Rechazamos y condenamos totalmente toda la estrategia imperialista destinada a derrocar a Nicolás Maduro y a desconocer a la Asamblea Nacional Constituyente, ambos productos de la voluntad popular. Detrás de toda esta estrategia imperialista de guerra económica, diplomática y violenta está el deseo de la oligarquía de destruir la Revolución Bolivariana, que ha puesto en el centro de su accionar político el derecho a una vida digna del pueblo de Venezuela, por encima delos intereses de la burguesía.

3)Manifestamos bien claro que los problemas de Venezuela tienen que ser solucionados por venezolanos y venezolanas, por los cauces legales y democráticas que se ha dotado el Estado venezolano. Es inaceptable cualquier injerencia externa que busque la desestabilización económica, política y social del país latinoamericano. Estados Unidos y la Unión Europea como máximos exponentes del imperialismo internacional tienen que dejar en paz a Venezuela y respetar las decisiones adoptadas por el pueblo.

Twitter Facebook Instagram YouTube
PersicopeTelegram